LENTES DE CONTACTO

LENTES DE CONTACTO BLANDAS CONVENCIONALES

La vida útil de un par de lentes de contacto está estimada en 2 años de uso. Dicho lapso varía de acuerdo a distintos factores, como por ejemplo, la frecuencia de uso, los cuidados y la tendencia del paciente a producir depósitos en las mismas. La frecuencia de uso es de no más de 8 horas corridas, pero se ajusta a cada caso en particular, de acuerdo a las condiciones de lágrima del paciente y/o a las del ambiente durante el uso.

LENTES DE CONTACTO BLANDAS DE REEMPLAZO FRECUENTE

Normalmente se presentan en caja cerrada de 6 unidades y el tiempo estimado de uso es de 4 meses por cada par. Es el sistema que suelen adoptar los usuarios con tendencia a generar depósitos de proteínas en lentes blandas convencionales, que por tal motivo, no llegan a cubrir la vida útil de las mismas.

También son utilizadas por nuevos usuarios quienes prefieren contar con la seguridad de tener varios pares, por cualquier eventualidad, rotura o extravío, hasta adquirir la práctica en el manejo.

LENTES DE CONTACTO BLANDAS DESCARTABLES

Son diseñados para ser utilizados por un periodo específico de tiempo, luego del cual deben ser reemplazados por un nuevo par. Su frecuencia de uso es variable, de acuerdo a la marca y modalidad sugerida por el fabricante. Pueden durar 1 día, (sistema de uso que adoptan los deportistas) o cuando el usuario no quiere depender de limpieza ni mantenimiento.

Pueden recambiarse semanalmente con la posibilidad de permanecer día y noche en el ojo (bajo autorización del médico y/o contactólogo); por ejemplo en el caso de utilizarse como lente terapéutica, es decir, para cubrir una herida en la córnea, protegiéndola de la fricción producida por parpadeo.

LENTES DE CONTACTO RIGIDAS/GAS PERMEABLES

Se utilizan comúnmente en casos de altas graduaciones, miopías y/o astigmatismos, donde no es posible adaptar lentes blandas ya que por la forma de la córnea se requiere de un material más firme que de algún modo la estabilice logrando una visión más clara. Es también requerida en casos de queratocono porque proporciona mejor visión al usuario ayudando a la vez a retardar su desarrollo.